Publicidad 
septiembre 22, 2014

Publicidad
Por gràffica ⋅ 24 de febrero de 2014 • Se ha leído 8.342 veces.
La publicidad no goza de buena reputación. Por lo general se considera como algo invasivo, algo que estorba o moleta. Sin embargo, en ocasiones, ésta también puede servir para una buena causa, como la campaña que Grey Spain presentó para la Fundación ANAR contra el maltrato infantil. La agencia ideó un sistema selectivo de visionado en los MUPIS; publicidad sólo para niños, con mensajes situados estratégicamente a su altura, en los que pueden leer un teléfono de contacto, anónimo y confidencial de ayuda a niños y adolescentes en situación de riesgo.

01-maltrato-infantil

+info: grey.com
La campaña que Grey Spain para la Fundación ANAR (Fundación de Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo) pretende luchar contra el maltrato infantil. Para un adulto de una estatura media, el anuncio en sí es bastante normal. A sus ojos solo se ve un cartel en el que un texto indica: «A veces el maltrato infantil sólo es visible para el niño que lo sufre». Sin embargo, para cualquier niño de una estatura inferior a 1,35 metros –10 años aprox–, el mensaje que lee es totalmente diferente. El niño protagonista de la fotografía aparece con la cara cubierta de moratones y heridas y su imagen se acompaña de un mensaje en el que les pide que llamen a la línea de ayuda de la Fundación en caso de sufrir algún maltrato.

00-Grey-Spain

Fuente: http://bit.ly/1rrHVtD

Compártelo en:

Categorías